Este es el triste caso de una maestra de San Francisco, California, pues resulta que la maestra tenía síntomas del virus, pero aún así decidió acudir a la escuela a dar clases, pero lamentablemente no fue la mejor idea que se le pudo ocurrir.

A pesar de que tenía síntomas del virus la maestra no tomó las precauciones debidas y además de asistir a la escuela también realizó lecturas sin hacer uso del cubrebocas, por eso fue que 26 alumnos fueron contagiados.

Es lamentable que no le den tanta importancia a las medidas que se piden en el regreso a clases, pues se dice que en la mayoría de los casos donde se han visto repunte de contagios es por que no se siguieron las medidas sanitarias.

En México recién están comenzando las clases presenciales por completo por lo que aún tendremos que esperar para saber cuál será el resultado de este regreso.